Nueva Industria de la Ilustración!


Aquí os dejo la traducción (libre) que hice de un interesante y necesario manifiesto sobre nuestra profesión de ilustradores,

publicado originalmente por Ben the illustrator.

Link original (en Inglés):

http://bentheillustrator.tumblr.com/post/9880367093/lets-start-a-new-illustration-industry

Empecemos una Nueva Industria de la Ilustración! Por Ben the Illustrator

¡Hagámoslo! ¡Vamos, ilustradores!

Agarra tus lápices, tu Mac y todo eso, y empecemos una nueva industria! Será como Detroit en la década de los 50, donde la industria reinaba, ¡hablamos de Boomtown! Será genial, y todos seremos ilustradores profesionales con salarios profesionales. ¿Estás conmigo? Pero tendremos que dejar atrás a algunas personas a las que no se permitirá la entrada en la nueva industria. Veamos una pequeña lección de historia sobre lo que pasó y por qué tenemos que hacerlo…

En los viejos tiempos, los ilustradores hacían su trabajo y luego esperaban a que sus clientes les pagaran por ello. Como cuando un fontanero viene a casa, te arregla el grifo, y entonces le pagas por su servicio. O si quieres un corte de pelo, y un peluquero profesional pasa un tiempo cortándotelo, a continuación le pagas la cantidad acordada en su totalidad. Pero, recientemente, un grupo de empresas se puso en marcha y utilizó alguna clase de “vudú” para persuadir a los ilustradores de que nuestra profesión no era un trabajo real y que nuestro tiempo, en realidad, no valía mucho la pena.

Algunas de estas empresas nos han hipnotizado, en algunos casos incluso nos han presionado para crear obras de arte para sus revistas ¡gratis! Y otras nos dijeron que les encantaría tener nuestras imágenes en sus camisetas, también de forma gratuita.

Esta “era” del FreeBusiness se suponía que nos iba a brindar muchas más oportunidades, porque, lejos de nuestro viejo y aburrido trabajo pagado, estas nuevas empresas eran mucho más innovadoras. Todas ellas tenían la idea de que, a pesar de que trabajaras en una ilustración durante uno o dos días, ellas no pagarían a nadie un día de salario, porque eso era ahora un enfoque profesional anticuado. En lugar de dinero, alguien pensó que nos podrían pagar en concepto de exposición o “visibilidad”.

En las mentes de los que integran la ideología FreeBusiness ™, la “visibilidad” vale tanto como el dinero real. En su mundo, tu compañía eléctrica te permitirá que pagues las facturas con algunos billetes de “visibilidad” que hayas obtenido. Y todos los viernes, la comida en los supermercados será gratis para cualquier persona con un montón de “visibilidad” en su cartera. Una vez terminada la lección de historia, ¿te suena un poco disparatada esta aproximación al negocio?

* Si en este punto estás pensando: “¡Ben, sí! ¡Es disparatado!”, entonces, te damos la bienvenida a la Nueva Industria de la Ilustración, con los brazos abiertos. Considerar el FreeBusiness ™ y la “visibilidad” como bienes valiosos, son ideas tremendamente disparatadas e irresponsables, de hecho, hay una palabra más corta para ello: mi*rda’.

Por lo tanto, de vuelta al presente, creo que ya es hora de que comencemos una Nueva Industria de la Ilustración. Llevaremos con nosotros a la mayor parte de la vieja industria, a todos los brillantes periódicos y revistas que, desde hace décadas, han encargado y pagado un merecido dinero por nuestras ilustraciones, a todas los agencias de publicidad y a los editores que entienden el valor de nuestro tiempo y nuestras habilidades, y nos hacen el trabajo más sencillo, a todos los agentes que trabajan incansablemente para que sus artistas ganen una cantidad justa y los ayudan a consolidar sus carreras.

Sin embargo, tendremos que dejar atrás a alguna gente, a las revistas que prometen como pago a un trabajo de 3 días, una mención (de 8 puntos) bajo la ilustración, a las empresas de camisetas donde el pago por diseño (del que luego se beneficiarán) se puede contar en monedas por mi hijo de 1 año (que sólo sabe contar hasta 10), a las empresas digitales que quieren tus diseños para un nuevo videojuego, de forma gratuita y en el momento, pero que esperarán a ver cómo se vende y sólo entonces pensarán en los pagos, tal vez, con un año de retraso.

¿Vamos a hacerlo entonces? Todos los ilustradores y clientes responsables, unamos nuestras manos y marchemos adelante, hacia una Nueva Industria basada en el respeto y la profesionalidad. No vamos a caer en el engaño del vudú de las personas que roban nuestro tiempo y habilidades sin un pago digno, sólo haremos favores a los amigos auténticos, no a las empresas codiciosas, porque los amigos son los únicos que devuelven los favores, y la “visibilidad” no se reconocerá como un bien aceptable, sólo aceptaremos pagos en efectivo y cheque.

Dejemos a los ingenuos, a los egoístas, a los irresponsables, y a los especuladores codiciosos, a su aire, que se alimenten los unos de los otros hasta su extinción.  Situados en las afueras de la Nueva Industria de la Ilustración, junto con las viejas fábricas donde explotaban a los obreros y los antiguos mercados de esclavos. Vamos a hacerlo, vamos a traer de vuelta un poco de respeto para nuestra profesión, vamos a ganar un salario digno de nuestro tiempo y talento. Hagámoslo!

___________________


Etiquetas: , , , , , , , , ,

Deja un comentario