Entradas con la etiqueta ‘illustrator’

:: Camiseta Ciudadela Sant Joan ::

Viernes, 22 de Enero de 2016

El año pasado, tuve la suerte de diseñar esta camiseta para unas fiestas familiares que se realizan en Ciudadela, en la época de Sant Joan.
El tema era desarrollar una ilustración + una frase: “Això es mel”. Integrando un caballo + caballero bebiendo un ginet, que es la bebida típica de esos días (gin con limonada), el escudo de las fiestas (cruz)
y la palabra Sarris, en este caso el apellido de la familia. Un encargo de uno de mis mejores clientes, Jorge Wimes, de MANEKO, con el que me gustaría trabajar más! XD
Os dejos los bocetos del proceso y el resultado final. ¡Vivan las fiestas!camiseta-ciutadella-milanrubio-00

camiseta-ciutadella-milanrubio-01

camiseta-ciutadella-milanrubio-02

camiseta-ciutadella-milanrubio-03

Nueva Industria de la Ilustración!

Lunes, 19 de Septiembre de 2011

Aquí os dejo la traducción (libre) que hice de un interesante y necesario manifiesto sobre nuestra profesión de ilustradores,

publicado originalmente por Ben the illustrator.

Link original (en Inglés):

http://bentheillustrator.tumblr.com/post/9880367093/lets-start-a-new-illustration-industry

Empecemos una Nueva Industria de la Ilustración! Por Ben the Illustrator

¡Hagámoslo! ¡Vamos, ilustradores!

Agarra tus lápices, tu Mac y todo eso, y empecemos una nueva industria! Será como Detroit en la década de los 50, donde la industria reinaba, ¡hablamos de Boomtown! Será genial, y todos seremos ilustradores profesionales con salarios profesionales. ¿Estás conmigo? Pero tendremos que dejar atrás a algunas personas a las que no se permitirá la entrada en la nueva industria. Veamos una pequeña lección de historia sobre lo que pasó y por qué tenemos que hacerlo…

En los viejos tiempos, los ilustradores hacían su trabajo y luego esperaban a que sus clientes les pagaran por ello. Como cuando un fontanero viene a casa, te arregla el grifo, y entonces le pagas por su servicio. O si quieres un corte de pelo, y un peluquero profesional pasa un tiempo cortándotelo, a continuación le pagas la cantidad acordada en su totalidad. Pero, recientemente, un grupo de empresas se puso en marcha y utilizó alguna clase de “vudú” para persuadir a los ilustradores de que nuestra profesión no era un trabajo real y que nuestro tiempo, en realidad, no valía mucho la pena.

(más…)